Tu boca

Tu boca…
¡Ay! Tu boca.
esa que desciende de mi mente a la línea de mi cuello,
esa que antes ha mordido mis labios y que abordó mi lengua para agasajarla de placeres.
¡Ay! Tu boca, esa que en el cuello se entretiene dibujando un arco con mi espalda,
¡Sí! Tu boca,
esa que desciende en majestuoso suplicio,
y alza el puente que elevan mis muslos a cada milímetro de tu recorrido,
madurando mi ansia como fruto, lento y al calor que aún no abrasa,
Esa, ¡sí!, tu boca la que de placer fustiga el centro de mis más placidos dolores…
Quien tuviera ahora tu boca,
cuando de noche en mi lecho,
muerde la almohada la mía.

Publicado por Nuria Barnes

Soy un cuerpo construído de poemas, de los que leí, y de los que la vida escribió en mí y yo para ti. Narro historias, porque sino escribiera me faltaría el oxígeno para vivir.

2 comentarios sobre “Tu boca

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: