Ser orgasmo

No quiero custodiar tus días,

quiero compartirlos,

no quiero imponer deseos,

me excita provocártelos,

no quiero tenerte ni delante, ni detrás ni al lado,

quiero sernos,

pasear de la mano,

compartir cama y cocina,

leer mientras me miras,

mirarte por el placer de contemplarte,

ser la cortesana de tus anhelos a deshoras,

y que seas el juguete de mis deseos,

para jugarnos juntos,

quiero luz y noche,

quiero paraíso e infierno donde sean nuestras pieles las que arden al tocarse,

quiero ser tu orgasmo de lunes por la mañana y tú almohada de domingo por la tarde,

quiero pronunciarme en cada poro dormida y despierta,

por querer quiero ser y estar,

con cuerpo y con aire que me acaricie susurrando me tus besos,

quiero, y por querer no quiero, amo.

Publicado por Nuria Barnes

Soy un cuerpo construído de poemas, de los que leí, y de los que la vida escribió en mí y yo para ti. Narro historias, porque sino escribiera me faltaría el oxígeno para vivir.

4 comentarios sobre “Ser orgasmo

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: