Vivir bajo mi prisma

Nací atada al cordón umbilical de mi madre, que me alimentó y me cuidó en su cuerpo hasta llegar a este mundo. Más tarde, junto con mi padre, trataron de transmitirme los mejores valores y darme la educación necesaria y los estudios que pedí. Luego, me dejaron volar libre, y cuándo me equivoqué, siempre estuvieron ahí.

Volar libre, significa muchas veces saltarte convencionalismos, ir más allá de esa rueda de molino social que te quiere en sus aguas.
Siempre intenté que a mi no me atrapara, no ha sido fácil, pero he vivido bajo mi prisma de lo que vivir es.

Una vez más no solo a mi, a todos, nos toca reinventarnos. Empieza por mirar tu ventana interior.

Publicado por Nuria Barnes

Soy un cuerpo construído de poemas, de los que leí, y de los que la vida escribió en mí y yo para ti. Narro historias, porque sino escribiera me faltaría el oxígeno para vivir.

A %d blogueros les gusta esto: